Reseña: Erebos


Título: Erebos
Autora: Úrsula Poznanski
Editorial: Alfaguara
Páginas: 438
Precio: 5,95 €
Libro autoconclusivo
En un instituto de Londres circula un misterioso juego informático llamado Erebos. Copias piratas pasan secretamente de un alumno a otro provocando una fuerte adicción entre los estudiantes. Las reglas son muy estrictas: debes jugar siempre solo, tienes una única oportunidad y no puedes hablar con nadie sobre ello.

Quien no las cumple o no termina una misión se queda fuera y no puede volver a intentarlo.
Solo hay un pequeño inconveniente: Erebos es mucho más que un simple juego informático y las pruebas que exige no deben ser realizadas en ese escenario sino en la vida real. El límite entre la realidad y el mundo virtual empieza a desaparecer peligrosamente…

Si estás dentro serás cómplice. Si estás fuera, no podrás evitar lo peor.


Erebos es un juego.
Te recompensa,
te habla,
te amenaza,
te observa,
te castiga.
Erebos tiene un objetivo:
MATAR.

Erebos es un libro que tengo desde hace algunos años desde que me lo pedí en Círculo de Lectores y lo había leído hace un par de años solo o así. Fue después de releer Ready Player One el año pasado cuando quise volver a leer Erebos para recordar lo bien que me lo pasé.

Nick Dunmore es un chico en cuyo instituto está empezando a ver un comportamiento sospechoso entre algunos estudiantes. Cuchichean en pequeños grupos, se pasan unos a otros lo que parece ser un sobre cuadrado. Cuando se le pregunta a alguien, se ponen a la defensiva y nadie dice nada. 
Un buen día, una chica le dará el misterioso sobre, prometiendo que le está entregando algo único y que le está haciendo un favor por ello. Pero la condición es que no le hable a nadie del contenido del sobre y que debe verlo a solas.
En la seguridad de su cuarto, comprobará que se trata de un CD, un juego de rol para ser concretos: Erebos.
Eran palabras pulsantes, como si un corazón escondido las alimentara de sangre y vida.
El interior del juego es sumamente detallado y da sensación de realidad. Nick se crea a un personaje llamado Sarius, un elfo negro caballero, pero pronto descubrirá que el juego es, cuanto menos, intrigante: habla directamente a Nick, sabe su nombre verdadero, y le encomienda misiones. En el mundo real. Serán necesarias para subir de nivel a su personaje, y no se permiten errores: solo tienes una oportunidad para jugar a Erebos; si mueres, adiós a todo. 
Misiones que irán tornándose más oscuras y peligrosas. ¿Con qué objetivo? Hacer frente al enemigo de Erebos, Ortolan, al que llaman "el pájaro". ¿Pero está Ortolan dentro del juego, o es una persona de carne y hueso?

Fue la primera novela que leí de la autora y me animó a leer más de la autora (aunque por desgracia, Saeculum fue muy malo). Parte de una idea novedosa (Ready Player One fue escrito años más tarde a ésta) y sabe no solo llevarla bien a cabo, sino hacer de la novela una historia absorbente, entretenida, amena, que va profundizando progresivamente y da alguna que otra sorpresa en los momentos de mayor tensión. 
He tenido la sensación de que el mensajero me miraba de verdad. Como si quisiera enseñarme que sabe de sobra que el juego no depende del personaje, sino de quien lo dirige.
Alternando entre las perspectivas de Nick Dunmore en el mundo real, y de Sarius en el virtual, la autora sabrá crear momentos de tensión e intriga así como de regalarnos la vista con una trama llena de detalles y descripciones que parezca que realmente estás dentro del videojuego y experimentes lo que siente Nick jugando. Otro punto a su favor es las reacciones tan realistas que tienen cada personaje que aparece en la novela (desde un estudiante, a un profesor, a empresarios) ante el videojuego y a los efectos que está causando en la vida real, enfrentándonos casi a lo que podría ser un ataque terrorista. 

No temáis ante todas las intrigas y preguntas por resolver (sobretodo, con el gran interrogante que es "¿de dónde ha salido realmente el juego y por qué?"), pues a lo largo de sus más de 400 páginas quedará todo bien hilado al tratarse de un libro autoconclusivo. 
«Quería regalarte un mundo —pensó—. Un mundo muy divertido, increíble y excitante. Emocionante. Místico. Horripilante. De pesadilla. Todo junto».
Casi 4,5
Erebos es una novela que mezcla mucha acción, con mucha intriga, con mucho juego de rol adictivo, y con mucha adrenalina. A lo largo de toda la novela veremos la evolución de los peligros que pueden tener jugar a un juego tan atrayente y absorbente que resulta por ser mortal. Erebos lo sabe todo, y conoce cada aspecto de tu vida. 
No te dejes controlar. ¿Podrás?

Juan Manuel Sarmiento

Un blog dedicado al mundo literario y al séptimo arte. Los autores Juanma Sarmiento (creador del blog), Manuel Castilla, Cipri Cáceres e Ingeniera sin H os traemos reseñas, críticas y demás secciones relacionadas con la literatura, las series y las películas. Esperamos veros en los comentarios :)

2 comentarios:

  1. ¡Hola guapetón!
    Ay, ¡Saeculum! No me digas que es malo que lo tengo esperando para leerlo y tenía muchas ganas, jopé T^T Aunque si tengo que elegir entre ese y Erebos, después de tu reseña no me queda duda alguna de que el segundo me va a gustar mucho más. Jo, si es que tiene una pintaza que te mueres. Voy a ponerlo en mi lista de pendientes pero ya, porque *necesito* leer este libro. Y también voy a investigar un poco de Ready Player One que tampoco sé mucho sobre él.
    ¡Besitos sonámbulos! ★🌙

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holaaa! ♥
      Pues la reseña express de Saeculum la tienes en el blog también, por si quieres echarle un ojo y ver, más o menos, por qué no me gustó jaja
      Erebos lo he leído al menos dos veces y me sigue gustando como la primera vez (será que eso de que usen los rpg va mucho conmigo jajaja); al igual que con RPO, te recomiendo muy mucho que leas ambos, que seguro te gustarán :D Además, RPO saldrá en peli el año que viene ♥
      Gracias por pasarte, un saludo!

      Eliminar

¡Hola, reader! A riesgo de sonar a cliché: un blog se nutre de tus comentarios.
Haz feliz al autor de esta entrada dejando algún comentario. Puedes comentar lo que sea, y él y todos nosotros te leeremos encantados.
Stay peculiar, reader!